8 canciones, 39 minutos

NOTAS DE LOS EDITORES

Entre el romanticismo y la áspera realidad, Springsteen se descubrió como un cronista apasionado de los sueños adolescentes y su aterrizaje en la realidad adulta en Born to Run. La influencia de Dylan, aún notable, es menor que en sus dos discos anteriores y canciones como “Thunder Road”, “Backstreets” o el apoteósico sencillo que da título al álbum son gloriosas síntesis del mejor rock and roll de los 50 y los 60, con ecos de Rory Orbison y el muro de sonido de Phil Spector, al servicio de historias que construyen su propia leyenda.

NOTAS DE LOS EDITORES

Entre el romanticismo y la áspera realidad, Springsteen se descubrió como un cronista apasionado de los sueños adolescentes y su aterrizaje en la realidad adulta en Born to Run. La influencia de Dylan, aún notable, es menor que en sus dos discos anteriores y canciones como “Thunder Road”, “Backstreets” o el apoteósico sencillo que da título al álbum son gloriosas síntesis del mejor rock and roll de los 50 y los 60, con ecos de Rory Orbison y el muro de sonido de Phil Spector, al servicio de historias que construyen su propia leyenda.

TÍTULO DURACIÓN

Más de Bruce Springsteen

Quizás te interese