9 canciones, 48 minutos

NOTAS EDITORIALES

En apenas unos años el quinteto de Aranjuez Rufus T. Firefly ha recorrido casi todo el espectro del rock independiente de las tres últimas décadas, de las guitarras hipnóticas de Loop y otras luminarias del shoegaze británico a las visiones de fin de siglo de Radiohead y la lírica gélida del pop nórdico. En Nueve, su tercer álbum, las guitarras de Víctor Cabezuelo y Carlos Campos se entrelazan alrededor de melodías tersas, puntuadas esta vez por detalles electrónicos que no restan ni un ápice de calidez orgánica a temas arrebatados como “Pompeya”, de ingrávida fragilidad como “El problemático Winston Smith”, o casi bailables como la excursión sónica que da título a la colección.

NOTAS EDITORIALES

En apenas unos años el quinteto de Aranjuez Rufus T. Firefly ha recorrido casi todo el espectro del rock independiente de las tres últimas décadas, de las guitarras hipnóticas de Loop y otras luminarias del shoegaze británico a las visiones de fin de siglo de Radiohead y la lírica gélida del pop nórdico. En Nueve, su tercer álbum, las guitarras de Víctor Cabezuelo y Carlos Campos se entrelazan alrededor de melodías tersas, puntuadas esta vez por detalles electrónicos que no restan ni un ápice de calidez orgánica a temas arrebatados como “Pompeya”, de ingrávida fragilidad como “El problemático Winston Smith”, o casi bailables como la excursión sónica que da título a la colección.

TÍTULO DURACIÓN

Más de Rufus T. Firefly

También te puede interesar